Ayer publiqué mi primer simple de forma online.
Un pequeño disco con dos temas nuevos que escribí, grabé y edité yo. Jamás había hecho todo ese trabajo.
Cuando tocaba en bandas, me dedicaba a escribir una letra, elegir unos acordes y pasarle la idea a los demás integrantes para que cada uno vaya poniendo su grano de arena. Sin embargo, para este proyecto me propuse escribir música para 3 guitarras, bajo, batería, teclado y 3 voces. Grabar todo yo (excepto la batería que no tengo) y aprender a editarlo y “masterizarlo”.
Fue un trabajo bastante grande y en un principio pareció imposible. Consistía en muchas tareas que nunca había realizado y el resultado parecía estar destinado al fracaso.
Sin embargo, amo la idea de DIY (Do It Yourself - Hazlo tu mismo). Con una computadora, los instrumentos, YouTube y mucho tiempo era un proyecto posible de realizar… o al menos terminar.
Grande fue mi sorpresa al ver que el resultado era mucho mejor del que yo esperaba y que a los que escuchaban los temas les gustaba.
Obviamente la edición y masterización podrían haber sido mejores si alguien con experiencia lo hubiera hecho. Pero no hubiera sido igual de gratificante.
Hoy mi primer simple solista existe. Los sonidos que estaban en mi cabeza, ahora los pueden escuchar todos.
Y la experiencia y satisfacción se debe a que lo hice todo por mi cuenta.

Podés escucharlos directamente en Bandcamp

También podés comprar la versión en alta calidad por u$s1, sabiendo que todo el dinero que se recaude será donado a asociaciones sin fines de lucro.